Jueves, Julio 27, 2017

Ningún partido decente, apoyará la investidura del Ilegalmente financiado Partido Popular, porque de hacerlo, sería una auténtica barbaridad y una verdadera irresponsabilidad.

Año Mariano... Rajoy

Un mes después de las elecciones, Mariano Rajoy no es capaz de formar gobierno, es normal, ni siquiera ha sabido gobernar para todos los españoles. Él piensa que los desempleados de larga duración, los pobres y los dependientes, no merecen lo mismo que los banqueros, los consejeros del IBEX35, los defraudadores de la Lista Falciani y Rodrigo Rato.

Ningún partido decente, apoyará la investidura del Ilegalmente financiado Partido Popular, porque de hacerlo, sería una auténtica barbaridad y una verdadera irresponsabilidad. Apoyar al partido de las mafias institucionalizadas y de la corrupción prescrita, no es de justicia.

Solo al Partido Popular a Ciudadanos al IBEX35 y a la CEOE, les repugna que el resto de los partidos deseen que España cambie, que evolucione, que adapte su anticuada Constitución a los tiempos que corren, que los ciudadanos recuperemos los derechos cívicos perdidos, que el dinero público no se use para subvencionar a la empresa privada o que los que tienen todo, paguen más impuestos.

Mariano Rajoy y Albert Rivera desean que el IBEX35 siga siendo quien marque el futuro económico de sus propios consejeros y directivos.

Pero... ¿Qué pasa con el resto de personas que vivimos en España?

El Partido Popular y Ciudadanos saben que muchas empresas del IBEX35 han sido colaboradoras necesarias, para organizar el saqueo del cobro de comisiones y sobres de dinero negro del erario público.

La economía de las empresas del IBEX35 ha crecido un 3%, gracias a la bajada del precio del petroleo, los salarios-propina de la nefasta Reforma Laboral de Rajoy, las ayudas, subvenciones, desgravaciones, préstamos a bajo interés, inyección de miles de millones en concepto de Déficit tarifário o Rescates bancarios.

El desvío de este dinero público ha mermado las partidas para Sanidad, Educación, Investigación y ha provocado el  desmantelamiento paulatino de todos los servicios públicos, el abandono de enfermos crónicos, dependientes y la implantación del copago farmaceútico.

Por otro lado, el número de personas desempleadas que no perciben ningún dinero, supera ya los 2 millones de españoles.

Entre los principales logros de Mariano Rajoy está el desahucio de más de 1 millón de familias españolas. Todo por el bien de los Fondos buitres.

Las mafias organizadas no están formadas solo por los políticos receptores de dinero, favores y puestos de consejeros. Los principales capos de la mafia institucionalizada están entre estas empresas del IBEX35, que tanto gusta de proteger el Partido Popular y Ciudadanos.

La puesta en marcha de políticas "pro corrupción" por parte del Partido Popular de Mariano Rajoy, provocaron el rescate bancario que ha aumentado la deuda española hasta lo indecente, cuatro años de políticas económicas al gusto de los corruptos y mafiosos, cuatro años falseando las cuentas públicas, tal y como han avisado el FMI y la UE. Por eso la UE pide más ajustes fiscales para este 2016.

La corrupción, al contrario de lo que pregona Rajoy, no ha terminado.

Este periodo de gobierno en funciones de Mariano Rajoy, parece que está sentando bien a la independencia judicial. Desde el pasado 20 de Diciembre, algunos fiscales empiezan a ver indicios de delito en temas que atañen a la cúpula del Partido Popular.

Quizá por eso se reabrirá la causa contra el Partido Popular por ocultación de pruebas a la justicia, en el caso de la destrucción de discos duros de los ordenadores del extesorero del PP, Luis Bárcenas.

Fiscalía también ha visto indicios de delito en el fraude de las tarjetas black de CajaMadrid-Bankia, de Miguel Blesa, Rodrigo Rato, Rafael Spottorno y compañía.

Otro ejemplo de lo bien que sienta un gobierno en funciones al incremento de independencia judicial, es la investigación abierta contra el diputado Gómez de la Serna o la imputación de Antonio Galván, cabeza de lista al Senado por el PP en Badajoz, por delito electoral.

Uno de los últimos casos en los que fiscalía ha visto indicios de delito, ha sido la estafa de ACUAMED, empresa pública dependiente del Ministerio de Agricultura, en la que fueron detenidos 10 directivos.

Ya son miles los dirigentes del Partido Popular "trincados" por su inmoralidad, avaricia y desprecio a todo lo público, no era solo Bárcenas como mentía una y otra vez "el indecente" Mariano Rajoy.

Y aunque nuestros políticos no estén a la altura, parece que fiscalia comienza a quitarse la venda de los ojos.

Deje su comentario

Publicar como Invitado

0
Su comentario sera publicado cuando sea revisado y aprobado por el moderador

Personas en esta conversacion

  • Invitado - puturúdeyork

    Cómo mola. A ver si podemos llegar a ver otro mundo, en el que los corruptos paguen por todo el daño que han provocado a tantas personas.

    de Virginia, USA